Suspensión de al menos 4 meses de las ayudas de emergencia social (AES)

Solapas principales

Momneto de la concentraciónSe ha desarrollado frente al Ayuntamiento una movilización ante la suspensión ilegal de la tramitación de ayudas de emergencia en Barakaldo.En concreto, desde el día de hoy hasta, como mínimo, mediados de febrero no se podrá solicitar ningún tipo de ayuda social en la localidad.Esta decisión conlleva que, además, de recortar su presupuesto en un 2%. Se reduzca de forma considerable el periodo de acceso a las ayudas económicas municipales.

Comunicado

El Ayuntamiento de Barakaldo suspende ilegalmente durante cuatro meses la tramitación de ayudas sociales

  • Desde este 24 de octubre hasta mediados de febrero próximo
  • Berri-Otxoak protesta instalando un hospital de campaña ante el edificio consistorial

El Ayuntamiento de Barakaldo ha decidido, “de manera ilegal”, suspender durante cuatro meses la tramitación de las ayudas sociales de las que dependen cientos de familias para sobrevivir. La medida ha sido adoptada por el Gobierno PNV-PSE, que además ha aplicado un recorte del 2% en el presupuesto para estas prestaciones.

La actuación “ilegal” ha motivado la protesta de la plataforma contra la exclusión y por los derechos sociales Berri-Otxoak, que simbólicamente ha instalado un hospital de campaña ante el edificio consistorial para, de este modo, “prevenir y vacunar a las familias barakaldesas contra la lacra de recortes a las ayudas de emergencia”. Los activistas se han manifestado con vestimenta médica, estetoscopios, jeringuillas gigantes e instrumental quirúrgico.

Durante el acto, la plataforma ha denunciado que los responsables locales han decretado que desde este 24 de octubre hasta mediados de febrero de 2020 los servicios sociales no tramitarán ninguna nueva ayuda social. “Durante un tercio del año, durante cuatro meses, las familias más necesitadas se encontrarán sin ningún tipo de protección o cobertura social”, ha advertido Berri-Otxoak.

El colectivo alega que la resolución del Gobierno de coalición de PNV y PSE es “totalmente ilegal”. Al respecto, ha recordado que la Ley de Procedimiento Administrativo Común señala el derecho de las personas a comunicarse con la Administración sin un límite de tiempo, en cualquier momento del año.

Este nuevo retroceso en los derechos sociales no es producto de la casualidad. Con los votos de PNV y PSE, se han consolidado en Barakaldo las políticas de recortes de los últimos años: en los presupuestos de 2019 se han destinado 960.000 euros para las ayudas, lo que supone un descenso del 2%. Así, cada familia pierde hasta 484 euros anuales por término medio, mientras nacionalistas y socialistas emplean 1,8 millones en salarios para sus políticos y asesores en el Ayuntamiento”.

Berri-Otxoak ha destacado que además, PNV y PSE “han aplicado recortes en las subvenciones al alquiler para jóvenes y en los criterios de acceso a viviendas a las familias afectadas por un desahucio, y se ha eliminado el Servicio de Urgencias Sociales”.

Mientras, en Barakaldo son un 15,3% los hogares en situaciones de exclusión y en tan solo un año ha aumentado un 23% el número de personas derivadas por el Ayuntamiento al comedor social de Cáritas, por su imposibilidad de poder cubrir una comida diaria; y se ha duplicado en dos años el número de personas sin hogar que duermen en la calle, que asciende a 30”.

Berri-Otxoak surgió hace 27 años, en 1992, y en sus tres décadas de existencia ha destacado por sus movilizaciones por el derecho a una vivienda digna, contra la especulación y los desahucios, y contra los recortes, la precariedad y la pobreza. El colectivo mantiene además desde el 17 de noviembre de 1997 una oficina de información sobre ayudas sociales, por la que han pasado más de 12.000 familias.

Barakaldo, 24 de octubre de 2019.


Etiquetas: