Jaiak bai, borroka ere bai! En fiestas también contra la política basada en recortes sociales

Solapas principales

Askaberri txosnaEn el día de pre-fiestas en Barakaldo; y ante la txosna antimilitarista “Askaberri”, en la cual participa la plataforma contra la exclusión social y por los derechos sociales Berri-Otxoak.
Presentamos  las diferentes actividades que se desarrollarán desde este espacio reivindicativo para denunciar el endurecimiento de requisitos y el recorte en el acceso a las prestaciones sociales: desde la reforma de la RGI o en las partidas presupuestarias destinadas a las Ayudas de Emergencia Social.

Por este motivo, se dedicará un lugar preferente en la decoración de la comparsa a los responsables de estas políticas de ajustes y recortes: tanto del Gobierno Vasco como del equipo municipal de gobierno.
En esta línea, se realizarán diferentes acciones contra los recortes en este espacio festivo. A la par que se recogerán firmas contra la pobreza o se impulsará una amplia campaña contra las políticas de recortes que se aplican desde el gobierno municipal mientras el sueldo de la alcaldesa, Amaia del Campo, supone a las arcas municipales la friolera de 88.216,83 euros al año: 74.307,38 de salario base; y 13.909,45 euros en cotizaciones a la Seguridad Social.

Comunicado

Este viernes, 13 de julio, día de pre-fiestas y apertura de Txosnas en Barakaldo. Ante el espacio festivo que dinamiza el grupo antimilitarista de la localidad. Una de las de las asociaciones que conforman la plataforma contra la exclusión y por los derechos sociales, Berri-Otxoak.

En concreto, ante la txosna “Askaberri” se presentan las diversas iniciativas que se desarrollarán a lo largo de estos 10 días de fiestas: desde un “Akelarre” inter-cultural el primer sábado, con personas pertenecientes al Centro Gallego; o una exposición, el miércoles 18, denunciando las agresiones machistas.

También se realizarán diferentes actos en denuncia de los recortes que contra los derechos sociales de las miles de personas afectadas por la actual situación de crisis impulsan las diferentes instituciones: desde el Gobierno Vasco, a través de su propuesta de reforma de RGI; o el equipo de gobierno del consistorio fabril a las Ayudas de Emergencia Social. Ante estas políticas de recortes se dedicará un lugar preferente en la decoración de la comparsa a los responsables de estas políticas de ajustes

Así, la reforma de RGI presentada por los partidos que conforman el Gobierno Vasco, PNV-PSE incide en la profundización de las situaciones de la pobreza al imponer una única prestación por vivienda.

Por otro lado, hay que tener en cuenta que a mediados del mes de junio las primeras familias barakaldesas han recibido las ayudas solicitadas 5 meses antes. Familias que han sufrido los siguientes recortes en comparación a años anteriores:

-Reducción en un tercio de la ayuda para el pago de alquileres; del 9% para sufragar sus gastos hipotecarios; y del 20% para las cuotas necesarias para el mantenimiento de la vivienda habitual.

-Rebaja del 17% en la atención sanitaria no cubierta por Osakidetza: dentista, audífonos, gafas…

-Recorte del 10% para necesidades básicas como alimentación, vestuario o educación.

-Imposibilidad de acceso a una ayuda económica para las personas trabajadoras autónomas.

Estos recortes no son producto de la casualidad: por quinto año consecutivo se aprueba congelar en 960.000 euros la partida destinada a las Ayudas Económicas Municipales. Decisión que se adopta cuando en los últimos 3 años se da un aumento del 40% en el número de prestaciones asignadas: se pasa de las 1.744 ayudas de emergencia aprobadas en 2015; a las 2.232 en 2016; y las 2.415 del 2017.

Mientras se congela el presupuesto destinado a protección social; y se enduren los requisitos de acceso a las ayudas de emergencia. Estos recortes no se dan en las retribuciones de los corporativos, asesores y cargos de confianza del consistorio: el presupuesto para este año es de 2.004.323 euros en remuneraciones y seguridad social. Sin embargo, 1.300 familias barakaldesas se deben repartir las migajas de los 960.000 euros consignados para las ayudas municipales.

En este sentido cabe destacar que el acuerdo presupuestario entre PNV y PSE ha supuesto a las arcas municipales 1’5 millones para sufragar las remuneraciones de las más de una veintena de personas liberadas entre Alcaldesa, concejales, administrativos, cargos y asesores.

Un ejemplo, es la alcaldesa de Barakaldo, Amaia del Campo. La cual, desde hace 21 años percibe sus retribuciones a cargo de las arcas públicas: como concejala liberada; apoderada en las Juntas Generales; y ahora de alcaldesa. En la actualidad, les supone a los vecinos y vecinas del municipio 88.216,83 euros anuales: 74.307,38 de salario base y 13.909,45 en cotizaciones.

Por este motivo, se realizarán diferentes acciones en el espacio festivo: desde recoger firmas contra la pobreza o distribuir publicaciones, carteles o adhesivos con el ánimo de impulsar de una amplia “Campaña de vacunación contra las políticas de recortes” que se aplican desde el gobierno municipal

Etiquetas: